OMICRON por dentro: ¿Cómo probamos y calibramos nuestros productos?

8 de enero de 2018

Los ingenieros eléctricos necesitan herramientas confiables con las que trabajar, por tanto, nos esforzamos mucho en la fabricación, pruebas y calibración de nuestros productos. Para la fabricación de componentes, trabajamos conjuntamente con socios locales selectos con los que mantenemos una relación duradera. Tras la fabricación, ellos primero realizan pruebas automatizadas, como sonda móvil y una inspección óptica de todas y cada una de las tarjetas.

Cuando las tarjetas llegan a OMICRON, son sometidas a más pruebas, de tal manera que en cada dispositivo solo se instalan tarjetas exhaustivamente verificadas. A continuación, realizamos varias pruebas en cada dispositivo buscando posibles fallas que solo aparecerían bajo "estrés". Comenzamos con una prueba de alta tensión, seguida de una prueba de calentamiento de 72 horas, o prueba de "burn-in", con periodos alternos de altas y bajas temperaturas mientras los dispositivos están en funcionamiento.

Durante la calibración y el ajuste, calentamos el dispositivo para analizar la deriva de los componentes dependiente del calor. Recopilamos todos los datos y los utilizamos para realizar análisis, informes y mejoras constantes. El video ofrece una mirada al interior de este proceso.

 

 

“Las pruebas exhaustivas garantizan que todos los dispositivos que salen de nuestras instalaciones son de alta calidad”.
(Markus Märk)

Está utilizando una versión de navegador desactualizada.
Por favor, actualice su navegador o utilice otro para ver correctamente esta página.
×